miércoles, 30 de diciembre de 2009

Diadora Mythos Atom TI


Ha llegado el momento de renovar las zapatillas, esta temporada las he estirado demasiado y últimamente me daban dolorcillo de rodilla al rodar más de una hora. Según el SportsTrack tienen unos 1.500km, casi el doble de lo recomendado.

Ayer fui a comprar el nuevo modelo y han cambiado un poco la estética, aunque el precio y la suela no ha variado. Es la tercera vez que compro las Atom TI y aunque podría comprar otras "más bonitas" estas me van como un guante: leve control de pronación, más en el pie izquierdo que en derecho en mi caso, y buena amortiguación para soportar mi peso. Si algo funciona, ¿por qué cambiarlo?.

Además me dieron algunos consejos para poder utilizar mis Mythos Iron de triatlón, que me hacen unas ampollas de órdago, que se resumen en la frase: "Con esos pies te puedes ir olvidando de las zapatillas de competición".

Creo que este será el primer par de zapatillas que guardaré como recuerdo: mi primer maratón y mi primer triatlón olímpico.

lunes, 21 de diciembre de 2009

Motivación

Hay algo grande en esto del running, ¿Habéis revisado las entradas bajo esta etiqueta de "entrenamientos"? ¿Las fotos de los RdF corriendo en la pista con nieve?.

Hoy me he ido a nadar con una temperatura bajo cero, resbalando por las aceras y tapado hasta las orejas. La semana pasada fui a la pista a hacer fartleck a pesar de la granizada, ya que era imposible hacerlo por la dehesa, totalmente embarrada.

Pero lo que más me motiva es que no dejo de ver ejemplos por la calle de gente que sale a correr con nieve, lluvia, frío o viento. Y aunque todos piensen que estamos locos, los que están encerrados son ellos (como decía Nike)

miércoles, 16 de diciembre de 2009

Garmin FR-310xt

Os aseguro que me he aguantado mucho tiempo, y tras los primeros problemas le quise dar una segunda oportunidad. Le actualicé el firmware, confié en Garmin, me creí aquello de que pagaba la novatada por comprar un dispositivo no probado... ya no puedo más.

Este dispositivo es una absoluta porquería, no me aporta nada que no hiciera con el magnífico FR305, y además se me acaba de morir con un lacónico mensaje en pantalla de "Software Loader". No enciende, ni carga, ni se resetea. Para colmo de males llevo 2 meses persiguiendo al maldito servicio técnico para que me cambien el cristal que se rajó en una caída fortuíta desde el banco de un vestuario.

NO LO COMPRÉIS, NO LO RECOMENDÉIS, NO HABLÉIS BIEN DE ÉL pero sobre todo... ¡NO LO CAMBIEIS POR VUESTRO FR305!

sábado, 5 de diciembre de 2009

CARRERA PONLE FRENO LLUVIA, OLOR A CHOTO, Y QUE SEA GRATIS POR FAVOR

En mi segunda carrera, solo participo un Rdf (Runners de fortuna) Agus, junto a su cuñado ANTONIO, y mis colegas LUIS y JOSE, nombres castellanos y no como en mi anterior carrera que participaron Runners como BUESA, DAVAN, AKI y HOWE (es lo que tiene la globalización).

Quedada a las 8.00 horas, y mi primer error, decir en un día de lluvia “si queréis vamos en mi coche”.

EMPIEZA LA CARRERA

Empezamos a calentar, perdemos a Agus y Luís, y al empezar la carrera desaparece José, con su gorro de lana –tipo enrique Iglesias-, y a los 5 minutos de la carrera estoy solo con ANTONIO, (si quieres perder a alguien, no hay nada mejor que una carrera popular); los volví a ver en el coche para regresar a casa.

EL DILUVIO

En la misma carrera, lluvia, más lluvia, hasta granizo, y yo con mi camiseta de manga corta de algodón de la prueba –en la anterior la corrí sin ella y me hacia ilusión-, totalmente empapada y con las zapatillas encharcadas y lo peor fue que a partir del km 5, no sentía las manos.

Dicen que Dios “no castiga con palos ni piedras”, pero esa mañana nos mandó una de las plagas de Egipto, con su diluvio, el frío y viento.

Antonio, fiel escudero en esta tortuosa aventura, me acompañó y cual corredor experimentado me indicaba el clásico “como vas” o “baja el ritmo que vamos a 4;30”, y para agradecerle que me acompañara en la carrera, le deje tirado quedando 2 Km. por llegar antes que él.

Terminé con un tiempo 50:43 horas, y bajé casi un minuto de mi anterior marca, y comprobé que tenían razón los runners, cuando dicen “que cuando las condiciones son más adversas, sufres y lo pasas mal, mejor te sabe la llegada a meta y te sientes más satisfecho” (quizás….este deporte es un poco masoquista, pero sin cuero ni argollas).

También he descubierto que correr es una aventura, no sabes qué te va a pasar, ni como vas a terminar, y encima con las decisiones acertadas que tomas,…. ..en mi primera carrera manga larga, pasé un calor de muerte, y en la segunda manga corta, termine con las manos congeladas sin sentir los dedos.

A LA CAZA DE LO GRATIS

Al terminar la carrera te sientes como un mono, te meten literalmente en la línea de llegada el plátano en la boca, y te mandan a unas mini-casetas en las que solo atendían varias personas --¡coño, éramos 8.000! - ,,,se formaron unas colas increíbles, y allí te encuentras, ….. sin parar de llover, muerto de frío, con el plátano en mano y esperando en una cola que no sabes que te van a dar,,,,
Fue uno de los mejores momentos de la carrera, empujones, codazos, todos –en los que me incluyo-, esperando algo gratis, LO QUE SEA (al final cazé una gorra de publicidad, que seguro no me pondré nunca)…….parecíamos una excursión de jubilados en una comida “gratis” tipo buffet, vamos…… de esas personas “que se le esta quemando su casa y –por no gastar- hace una llamada perdida a los bomberos”.

OLOR A CHOTO

Mis preediciones fueron acertadas, cual profeta Abraham (mi padre bíblico), sabía que el llevarme el coche -con sus cinco ocupantes- me traería consecuencias, y tras advertir que no mancharan el coche en lo posible, las condiciones adversas no invitaban al optimismo. –no se quien comento, “que no pasa nada, es solo agua”-.

Tras llegar a Parla y dejar a todos los ocupantes, la tapicería estaba totalmente mojada, y al estar el coche cerrado no se podía ventilar; Pero lo peor estaba por llegar, al día siguiente en el coche el olor, mezcla sudor-humedad-rancio, era infumable, olor a CHOTO, y no se conseguía quitar, ,,,,mi mujer -y ahí le doy la razón- me comentó “la próxima carrera con tus amigotes te vas en transporte publico “.-es el coche que utiliza mi mujer para ir a trabajar, y el lunes fue con las ventanillas bajadas muerta de frío.-

No se si después de este día os seguiré llevando en el corazón, pero en la tapicería de mi coche el olor me seguirá acompañando durante muchos días con vuestra presencia. (ha día de hoy, viernes 4 de Diciembre último, el olor aun perdura.),
Se ha producido un error en este gadget.